Nutrición

Cómo adelgazar después de Navidad

Los gimnasios en enero parecen los centros comerciales en diciembre. Solo que en vez de hacer las compras de última hora lo que intentamos es quitarnos los kilos que hemos cogido en estas fiestas. Pero tranquilos que no hace falta matarnos a hacer deporte para perderlos. En este post encontraréis las respuestas a cómo adelgazar después de Navidad sin hacer locuras extrañas.

Nochebuena, Navidad, Nochevieja y alguna más. En este país no concebimos las Navidades sin grandes mesas llenas de comida. Siempre se dice que son momentos de reunión con la familia y amigos, pero reunirnos sin darnos un atracón parece que nos cuesta.

No voy a deciros ni mucho menos que no hagáis estas cosas, porque a mí me encantan, y porque si el 95% de los días lleváis una dieta saludable, no pasa nada porque en momentos puntuales os paséis.

Adelgazar después de Navidad

Hecha la introducción, vamos al lío.

Trucos para adelgazar después de Navidad

Si algo está claro es que, quién más, quién menos, todos hemos salido con calorías extra de las Navidades. Y cómo bien ya sabéis, para perder peso necesitamos gastar más calorías que las que comemos.

Lo primero de todo os digo, que si ya estábamos en un proceso de pérdida de peso, simplemente tendremos que volver a esa rutina que teníamos adquirida antes de las fiestas. Tenemos que pensar que no sólo el aumento del peso se debe a un aumento de grasa, también tendremos una considerable retención de líquidos de la que nos iremos deshaciendo.

Comer menos o correr más, he ahí la cuestión

Para deshacernos del lastre navideño podemos optar por dos técnicas:

  • Comer menos: Sí, ya sé que vas a comer menos que en las Navidades. Lo que te quiero decir es que intentes comer un poquito menos de lo que haces a lo largo del resto del año. A esto le podemos llamar como un periodo de descarga. Tampoco hay que hacer ninguna algarada, basta con reducir un poquito las raciones durante unos días.
  • Correr más: Y solo digo correr, porque me quedaba más poético en el título. Tampoco os voy a decir que os pongáis ahora a hacer una maratón. Bastará con que aumentéis un poco más vuestra actividad física diaria: caminar más, subir siempre por las escaleras o hacer alguna rutina rápida en casa. ¡Todo suma y todo vale!

¿Son útiles las dietas detox?

No, siguiente pregunta.

Bueno, venga que os lo explico.

Zumos detox

¿En qué consisten?

Pues según la industria del detox, se trata de llevar una alimentación rica en frutas, verduras, legumbres… para ayudar a nuestro cuerpo a eliminar todo aquello que no necesite, consistiendo una dieta alcalina y depurativa.

¡POR DIOS QUÉ BIEN SUENA, PÓNGAME 20!

Pues claro que suena bien, están intentando venderte productos, qué menos que intentar camelarte un poquito. Habitualmente zumos verdes y pastillitas con las que convertirás tu cuerpo escombro en la próxima portada de la Men’s/Women’s Health.

¿Por qué las dietas detox son un timo?

Antes de que se me eche nadie encima, no lo digo yo, lo dice la ciencia.

Lo que nos intentan vender es que necesitamos tomarnos un meado de Hulk, perdón, zumo verde detox vamos a eliminar unas toxinas que se quedan en nuestro cuerpo a raíz de los alimentos que ingerimos. Y por si fuera poco, esas toxinas nos harían enfermar.

Lo sé, después de esto ya no volverás a ver de la misma manera a esa deliciosa pechuga de pollo a la plancha (tenía que poner algo que fuera sano). Ahora lo que verás será a un caballo de Troya relleno de toxinas dispuestas a acabar contigo desde dentro.

Sin embargo, hay que dar dos noticias:

  1. Nuestro cuerpo es perfectamente capaz de deshacerse de aquello que no necesita. Si el tuyo no, mejor acude a un hospital.
  2. Las enfermedades que dicen que nos van a provocar esas toxinas son dolores de cabeza, fatiga, insomnio, falta de apetito…. Sí, las más comunes, que podamos tener todos y así asustar a más personas, cuando no hay ninguna relación demostrada.

Y ya termino con un par de conceptos rápidos. Tampoco os liéis. Comed sano, moveos y veréis cómo van llegando los resultados sin hacer cosas raras. O si no también podéis hacer cómo yo este año. Poneos malos después de Navidad, no comáis casi nada en 1/2 días y veréis qué rápido perdéis peso. Aunque igual esta no sea la opción más agradable.

¡Y nada más! Espero que os haya resultado interesante y útil este post sobre cómo adelgazar después de Navidad. Cualquier duda, ya sabéis ponédmela en los comentarios o id a mis redes. Os espero en próximas publicaciones.

¡Hasta pronto majos!

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on linkedin

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

logo transparente -/+ 42

¡Sígueme!

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies